en qué consiste una labioplastia
Conoce los 2 tipos de cirugía de labios genitales: aumento y reducción
abril 2, 2018
prótesis anatómicas
Diferencias entre las prótesis anatómicas y las prótesis redondas
abril 9, 2018
asimetría mamaria

Una de las preguntas más comunes realizadas por mujeres es ¿es normal tener asimetría mamaria? O lo que es lo mismo, tener un pecho más grande o de forma distinta al otro. La respuesta es sí. Es totalmente normal que esto ocurra. Al fin y al cabo, el cuerpo humano no es 100% perfecto.

Ten en cuenta que, según numerosos estudios médicos, más de un 95% de mujeres padecen asimetría mamaria y solo alrededor de un 15% es necesario recurrir a la cirugía.

Las causas de esto, es principalmente por estética. En ocasiones, la diferencia de tamaño de pechos es elevada y esto puede causar problemas de  autoestima, alteración física e incluso problemas psicológicos. Además, también se puede dar el caso de problemas de espalda debido al peso de las mamas.

¿En qué consiste exactamente la asimetría mamaria?

Como hemos comentado anteriormente, significa la diferencia forma, tamaño o situación de una mama a otra. Tener los pechos asimétricos o pechos desiguales, es más común de lo que te puedes imaginar.

Aparece en el momento del desarrollo de la mujer, donde empiezan a crecer las mamas. En ese instante el tamaño  de los pechos varía y uno se desarrolla de manera más rápida que otro.

Conoce los distintos tipos de asimetría mamaria

Normalmente, se piensa que solo existe un tipo de asimetría mamaria, pero no es así. En conclusión, podemos destacar tres tipos de asimetría mamaria que explicamos a continuación:

  • Anisomástia: Es la más evidente a simple vista. Se puede observar una gran diferencia de tamaño y volumen entre ambos senos.
  • Anisotelia: Existe una desigualdad en el pezón y la areola.
  • Combinada: Tal y como su nombre indica, es una combinación de anisomástia y la anisotelia en la misma mujer.

5 Causas de la asimetría mamaria

El desarrollo natural de las mamas es quizá el principal factor que determina el tamaño de las mismas. Aun así, existen distintas casusas de la asimetría mamaria que vamos a ver a continuación:

  1. Extirpación de tejido mamario: Si has sufrido de alguna enfermedad o cirugía como es el caso de una extirpación de tumores benignos o malignos en el seno, puede que hayan aparecido distintos tipos de simetría. También es natural si uno de los pechos ha recibido algún tipo de radioterapia y el otro no. No te preocupes, esto con cirugía se soluciona.
  2. Reconstrucción mamaria. Cuando se realiza una operación de este tipo, es necesario hacer una mastopexia (procedimiento de tipo quirúrgico que consiste en el mejoramiento físico de los senos) de este modo, se realiza una simetrización en la mama sana para obtener resultados óptimos visibles.
  3. Involución mamaria asimétrica: Con el desarrollo de la mujer en el momento de la pubertad, se dan casos en los que un pecho crece de manera más rápida que el otro. Pero este no es el único caso. Con el paso de los años, embarazos, cambios hormonales e incluso el envejecimiento, las mamas también pueden evolucionar de manera distinta una de otra.
  4. Malformaciones congénitas de la mama: El Síndrome de Poland es una de las causas. Se trata de un defecto de nacimiento raro caracterizado por el subdesarrollo o ausencia del músculo pectoral mayor en un lado del cuerpo.
  5. Malformaciones de estructuras osteocartiloginosas: Algunas anomalías como el pectus excavatum (depresión en la región esternal) o pectus carinatum (protrusión en quilla de la región esternal) provocan asimetría mamaria.

Si en tu caso padeces de escoliosis o algún tipo de malformación en la columna vertebral, esto puede provocar alteraciones en el desarrollo y la formación de las mamas.

¿Cuál es el tratamiento para la asimetría mamaria?

Este  defecto visual se trata con una intervención quirúrgica. El objetivo de esta es mejorar el aspecto y el tamaño de la paciente. Es importante destacar que el cuerpo humano no es simétrico en su totalidad, y tampoco quedaría natural que los dos pechos sean exactamente igual uno al otro.

En algunas ocasiones, es evidente qué mama prefiere la paciente que se le tome como referencia para actuar en el otro, pero aun así, es mejor preguntar.

Es muy importante saber que cada persona es distinto caso. La mayoría de veces se resuelve con la implantación de prótesis. En otros, la paciente requerirá una cirugía más compleja de la glándula mamaria, y otras veces, se corrige con una reducción o elevación de su pecho. A continuación, te detallamos las técnicas más frecuentes:

En el ámbito médico, nos podemos encontrar dos tipos de situaciones:

  • Reducir el tamaño de un pecho: Aunque pueda resultar un tanto diferente a lo que estamos acostumbrados en la sociedad. Es una técnica que cada vez q es más usual entre las mujeres con un tamaño de pechos muy grande.

El tener mamas de tamaño elevado puede causar dolores de espalda, entre otras lesiones. Es por este motivo, además del estético, por el cual cada día más mujeres se deciden a someterse a una reducción de tamaño de pecho.

Se puede utilizar cualquiera de las siguientes técnicas: liposucción o patrones que incluyen resección de piel entre otros, tratando el pecho escogido como patrón para elevar el pezón o areola y remodelar el polo inferior y el surco submamario del contralateral. ​

En cuanto a la  forma de intervención, en estos casos conviene usar tejidos propios, bien infiltrando grasa propia mediante lipofilling, o usando colgajos locales o regionales como el TDAP (Colgajo de perforantes cutáneas de los vasos toracodorsales) o el LICAP (Colgajo lateral de perforantes intercostales).

Los implantes de silicona quedan en un segundo plano, ya que si introducimos una prótesis, el desarrollo de la cápsula fisiológica provocará que los pechos se desarrollen de manera diferente, estando el seno con el implante con mayor proyección y elevación que el no intervenido, que tenderá a desvanecerse con el paso de los años.

¿Cómo autoexaminarse las mamas?

Para prevenir cualquier tipo de cáncer o simplemente para buscar algún problema en las mamas, es necesario autoexplorarse, según recomendadnos los expertos.

Esta técnica ha de hacerse con el cuerpo desnudo, concretamente, desde la cabeza hasta la cadera. Para realizarlo de manera adecuada, se debe seguir los siguientes  pasos:

  • Utiliza un espejo y colócate enfrente. Una primera situación con los brazos bajados y observa si hay alguna asimetría mamaria en los senos, alguna protuberancia, o alguna rugosidad o depresión en la piel de estos.
  • A continuación, con las manos colocadas detrás de la cabeza, es decir, sobre la nuca, presta atención a los laterales de las mamas y anota cualquier cambio.
  • El siguiente paso a realizar para hacer un perfecto autoexamen de mamas, es colocar las manos sobre las caderas firmemente, e inclinar el tronco ligeramente hacia adelante, de esta manera también podrás notar el contorno de las mamas y anotar cualquier cambio que puedas notar.
  • Otro punto y paso importante a destacar es que debes palpar con la mano izquierda el seno derecho con la yema de los tres dedos centrales, hacerlo alrededor de todo el seno y muy especialmente donde se han observado alguna alteración en la forma en los pasos anteriores.
  • Una vez examinado este seno, es el momento es examinar el siguiente.

Si has notado algún cambio en forma, volumen o algún bulto, anótalo, toma fotografías si es evidente y puede apreciarse y acuda al médico. La mayoría del las mujeres tienen algún defecto o irregularidad. Es importante hacerse exámenes mensualmente para detectarlos y si es así, consultarlo con el médico.

Los profesionales mejor que ninguna otra persona sabrá asesorarte y guiarte en el procedimiento a seguir. El mejor momento para hacerse un autoexamen de las mamas es más o menos de 3 a 5 días después del comienzo del periodo. Los senos no están tan sensibles o con protuberancias en este tiempo en su ciclo menstrual.

Ten en cuenta que cuanto más examines tus senos, más aprenderás acerca de ellas y más fácil te resultará detectar posibles anomalías.

autoexaminarse las mamas

En conclusión, podemos decir que la asimetría mamaria puede ser un problema social, afectivo y psicológico en la paciente y por este motivo, se aconseja que se inicie una corrección de la asimetría mediante cirugía plástica.

En Cirugía Plástica Málaga somos especialistas en cirugía mamaria. Si tienes alguna duda, no dudes en ponerte en contacto con nosotros, te ayudaremos en lo que necesites. Visita nuestra clínica, nos encontramos en Calle Compositor Lehmberg Ruíz nº 28 – 29007- Málaga, y te atenderemos de una manera más personalizada.